Préstamos a plazos

SOLICITAR AHORA
Cantidad solicitada 280€ | Plazo de devolución 30 días | Intereses del préstamo 69.3€ | Total a pagar 349.30€
Advertencia: Los retrasos en los pagos implican ciertos cargos adicionales.

Quizás se ha averiado tu coche justo en el mes que tienes más gasto. O te ha aparecido una deuda inesperada a la que tienes que hacer frente. Ante estas situaciones, el tiempo juega un papel importante, así que buscar soluciones rápidas es el gran objetivo. Uno de los diversos productos financieros que existen en España son los préstamos a plazos, que son ideales para alguna de las situaciones anteriores.

¿Solicitar un préstamo a largo plazo o préstamo a corto plazo?

La elección dependerá fundamentalmente de tus necesidades generales y del monto de dinero que vayas a solicitar. Cuando se requiere dinero de forma inmediata, la mejor solución es un préstamo a corto plazo.

Si no quieres que tu cuota sea demasiado alta, entonces elige los préstamos a devolver a plazos que se adapten a ti. Siempre es mejor que las deudas que adquirimos no superen el 30% de nuestras ganancias.

Hay que evaluar muy bien la situación financiera de cada persona con el fin de llegar al préstamo que se adapte a las necesidades que se tienen en el momento. Y también por supuesto, el compromiso que se puede adquirir.

Para solicitar un préstamo a plazos estando en ASNEF, en Cashfloat.es solo necesitas:

  • Tener más de 18 años.
  • Contar con una cuenta bancaria en España.
  • Tener residencia española.
  • Justificar ingresos fijos mensuales

Si reúnes estos requisitos mínimos, podrás realizar tu solicitud. En algunos casos, pueden pedirte algún tipo de documentación extra por el hecho de estar en el fichero de ASNEF. Esto dependerá de los riesgos que se tomen en cuenta al momento de devolver el préstamo.

Realizar una solicitud en Cashfloat.es es tan simple como:

  • Ingresar al sitio web de Cashfloat.es
  • Seleccionar el monto de dinero que necesitas.
  • Rellenar el formulario de solicitud.
  • Enviar la documentación.
  • Una vez recibida, en pocos minutos se determinará si se aprueba o no.
  • En caso de aprobación, se firmará el contrato digitalmente y se transferirá el dinero a la cuenta bancaria.

¿Qué son los préstamos online a plazos?

Solicitar y obtener un préstamo o crédito a plazos significa que una entidad te brindará una cantidad específica de dinero. La forma de devolución de dicho importe será a plazos, según lo acordado en el contrato con el prestamista.

Dentro de esta cuota se incluye una parte de la deuda, los intereses correspondientes y comisiones o gastos involucrados.

La diferencia con otros productos financieros como los micropréstamos es que no tienes que devolver todo el dinero en un solo pago, sino que la deuda se divide en varias cuotas. De esta forma, pagar tu deuda supone una menor carga dentro de tu presupuesto mensual.

Situación actual de los préstamos a largo plazo en España

En España, el 71% de las personas que solicitan un crédito lo hacen para adquirir una vivienda y un 40% lo emplea para adquirir un segundo hogar. Sin embargo, la “vuelta al cole” en septiembre y la “cuesta de enero” son meses que suponen dificultades económicas para las familias españolas. Por esta razón, los españoles piden más de 11 mil millones de euros a crédito durante el primer mes del año.

Además, con la crisis sanitaria, no solo los hogares se ven afectados, sino que las empresas también tienen problemas para encontrar financiación. De este modo, si quieres un préstamo para un gasto personal o para invertir en tu empresa, ten en cuenta que los préstamos online a plazos se han convertido en una alternativa más accesible.

En las propias estadísticas del Banco de España se pueden ver cómo los tipos de intereses han cambiado así como el número de entidades que ofrecen créditos.

¿Cuáles son los tipos de préstamos a plazos que existen?

Escoger el tipo de financiamiento a plazos más conveniente dependerá del monto de dinero que necesites y del tiempo en el que esperas devolverlo. Los distintos tipos de préstamos rápidos a largo plazo que se encuentran en el mercado actual son:

  1. Tarjetas de crédito

    Seguramente conozcas cómo funcionan las tarjetas de crédito. Es el ejemplo más cercano para entender los préstamos a plazos. Los bancos que la ofrecen te permiten utilizar una cantidad de dinero fija. Al finalizar el mes podrás pagar toda la deuda, prácticamente sin intereses o pagar un mínimo mensual. Si decides esta última opción, de pagar a plazos lo estarás haciendo con intereses.

  2. Líneas de crédito

    A través de una línea de crédito, la entidad financiera te ofrece un límite de dinero que podrás devolver en cuotas. Sin embargo, no tienes que retirarlo todo de una vez, sino que puedes gastar lo que necesites en cada momento. Como con la tarjeta, pagarás interés en el caso de que no devuelvas todo de forma inmediata, sino que decides pagarlo poco a poco.

  3. Créditos a plazos con garantía o aval

    En este tipo de préstamos debes proporcionar un bien como garantía que servirá para pagar la deuda en caso de que tú no puedas hacerlo. Normalmente se deja como aval un coche o vivienda que esté a tu nombre. Si incumples los pagos, la empresa está autorizada para decomisar tus bienes puestos como garantía.

  4. Préstamos personales a plazos

    Los prestamos a plazos también se ofrecen como préstamos personales. De esta forma, puedes solicitarlos para cubrir diferentes tipos de emergencias. A diferencia de las otras opciones, los requisitos son mucho menores pues se puede solicitar hasta préstamos a plazos sin nómina.



Preguntas frecuentes sobre los préstamos a largo plazo


Es normal que antes de solicitar un préstamo online aparezcan algunas dudas sobre su funcionamiento:

¿Cuál es el plazo máximo de devolución del préstamo?

Esto dependerá del dinero solicitado y de las condiciones de la entidad financiera. Generalmente el pago a plazos de un préstamo se establece en 12 meses a 5 años en algunos casos

¿Se puede amortizar la deuda de forma anticipada?

Sí, pero debes consultar previamente con la entidad si se aplicará algún tipo de comisión.

¿Qué puedo hacer si me rechazan el préstamo a largo plazo?

Si se rechaza la solicitud, se podría optar por solicitar un préstamo a corto plazo.

Cómo acceder a los mejores préstamos a plazos en España?

Los préstamos a plazos son una solución efectiva para emergencias, hacer frente a deudas o situaciones puntuales que se nos presentan en el día a día.

Préstamos con ASNEF a plazos: ¡Con Cashfloat.es es posible!

ASNEF es un fichero en el cual se encuentran las personas que son consideradas morosas, ya que no han podido hacer frente a sus deudas. El hecho de ser parte de este fichero no implica que no se pueda acceder a préstamos a plazos con ASNEF. Sin embargo, existen entidades como Cashfloat.es que permiten a este tipo de personas obtener préstamos con ASNEF sin inconvenientes.

A través de Cashfloat.es puedes acceder a préstamos a corto plazo. Generalmente manejan montos pequeños, desde 200 hasta 1100 euros y plazos de devolución de hasta 30 días. Lo mejor de esta empresa es que permite gestionar todo el trámite de tu préstamo a plazos de forma online. De esta forma, obtendrás una respuesta rápida sobre su aprobación.

Ejemplo representativo

Cantidad solicitada: 280€
Plazo de devolución: 30 días
Intereses del préstamo: 69.3€
Total a pagar: 349.30€
Advertencia: Los retrasos en los pagos implican ciertos cargos adicionales.
Contacta con nosotros

Calle de Pelayo, 42 planta 3 1E 08001 Barcelona, España
info@cashfloat.es 93 500 52 37
This site uses cookies. Find out more.